Da click en el tríangulo para escuchar

Escúchenos en Vivo...

JOAQUIN MORA. - BANDONEÓN DANZANTE

“Hay quienes consideran al Tango cómo el segundo baile más famoso de la historia, sólo superado por el vals en celebridad mundial”

Durante muchos años, nos ha intrigado, el accionar de un hombre del tango, movido por su amor a la música, para interpretar diferentes géneros musicales, de países que quiso visitar, a los cuales les compartió su magia y capacidad interpretativa, dentro de los cuales le cabe el honor a Colombia y en particular a las ciudades de Cartagena y Medellín, al verle actuar, grabar y recorrer la noche, país, en el cual pernocto por muy buen tiempo, donde fue un “Trovador” y un Gaucho Raizal”. Nos referimos al ciudadano argentino JOAQUIN MAURICIO MORA DURANTE, había nacido, el 22 de septiembre de 1905 (01), en la ciudad de Buenos Aires - República Argentina, en el barrio Palermo, uno de los 48 barrios, ubicado al norte de la ciudad, considerado por muchos como bello y aristocrático, rodeado por el verde de su geografía. Una figura de raza negra, por ascendencia de su señora madre, que era oriunda de Paysandú – Uruguay y de padre argentino, que trabajaba en los Studs de Palermo, donde se preparan los caballos de carreras, en este ambiente, Joaquín pasó su niñez, y adolescencia.

EL PRESENTE ARTÍCULO ES PROPIEDAD INTELECTUAL DE ENCUENTRO LATINO RADIO
SI LO TOMA COMO REFERENCIA NO OLVIDE CITAR LA FUENTE:
Por Carlos Molano Gómez
Encuentro Latino Radio 
Bogotá - Colombia
Derechos reservados de autor - 2020
Publicado septiembre 22 de 2020. 

Cabe decir que no fue el único afro de origen argentino que hizo música, recordamos también al compositor y profesor de piano Anselmo Rosendo Cayetano Mendizábal – “Rosendo Mendizábal”, también bonaerense nacido el 21 de abril de 1986; (02) Enrique Maciel, también pianista, Bandoneonista y guitarrista, nacido el 13 de julio de 1897, nacido igualmente en Buenos Aires, conocido como “El Negro”, recordado por sus esplendidas participaciones con Ignacio Corsini por cerca de 17 años, recordamos obras suyas como  “Aquel Cantor de mi Pueblo” “Morocho triste”, entre otras y el pianista Horacio Adolfo Salgán, nacido también en Buenos Aires el 15 de junio de 1916, que para ripostar a Mendizábal; Salgán fue considerado como uno de los gestores del “Tango de Vanguardia”.

Cuando hablamos de estos referentes del piano, es hora de involucrar a nuestro afro pianista, que también tiene una muy honrosa participación, habiendo iniciado estudios en el 1916 (Es decir con tan solo 11 años), cuando ingresa al conservatorio de Santa Cecilia, recibiéndose como profesional del instrumento cinco años después, iniciando de inmediato su calificación como diplomado con el profesor italiano Arturo Luzzatti (04), quien era director de la orquesta del Teatro Colón de Buenos aires además de oficiar como Docente del Conservatorio Nacional de Música y Arte Escénico. Una vez cumplidas estas pasantías Mora ofrece recitales de piano en el Salón “La Argentina”, con dieciocho años cumplidos. Un año después. se convierte en el pianista del cuarteto de Graciano De Leone en el salón La Argentina, (Donde ya había actuado). Corría el año de 1926, ya dedicado el maestro Mora por completo a la música, realizaba ensayos para sus recitales en su casa, se da una inusitada situación, al concluir un ensayo, con el su amigo el bandoneonista José Fiotti dejó allí su instrumento. La curiosidad sedujo a Mora, intentando sacar algunas letras de la pieza “La cabeza del italiano”, compuesta tres años atrás con música de Antonio Scatasso y letra de Francisco Bastardi, siendo grabada en el 1924 por Carlitos Gardel para el sello Odeón, poniéndose muy de moda, Dado que finalmente, el maestro Mora logró sacar algunas notas de la canción en el instrumento decidido con gran entusiasmo adquirir un bandoneón, que traía adjunto el método escrito para el aprendizaje; pagando su instrumento en  mensualidades, al poco tiempo se convertiría en excelente bandoneonista, una anécdota que la historia le premiaría..

Decide probar suerte con su nuevo instrumento, vinculándose parcialmente en el 1928, a la reconocida orquesta del compositor y Bandoneonista italiano Antonio Bonavena (05), la que había formado dos años antes; Bonavena, había viajado con su familia radicándose en la república argentina, desde los 11 años, iniciando poco tiempo después el estudio del bandoneón. En sus comienzos la orquesta hacia presentaciones en las estaciones de radio “La Voz del Aire” y Radio Argentina”; coincidentemente con el ingreso de Joaquín Mora a la Típica de Bonavena, esta se vincula al sello Electra, realizando grabaciones de 05 piezas en el 1928, con su orquesta, acompañando al cantante solista Carlos Viván (dos temas) y a la cancionista Mary White (tres temas).  En ese mismo año Mauricio Mora, compone su primer tango en compañía de José Fiotti el que titularon “Viejo Barrio”. (Dibujo propiedad de Horacus


A partir del 1930, y hasta el 1932, la orquesta de Bonavena, (En la foto - primero a la izquierda), pasa al sello Columbia., grabando con 72 temas, el colectivo, estaba integrado por: los bandoneonistas Federico Scorticati, Gabriel Clausi y Vicente Sipulla; los violinistas Octavio Scaglione, José Fiocco, Antonio Buglione y Ángel Milito; el piano de José Tinelli y el contrabajista Francisco De Lorenzo. Como estribillistas actuaban Antonio Rodríguez Lesende, Antonio Buglione y Jorge Omar. En algunas ocasiones participaron también, Joaquín Mora y Alberto Cima, en bandoneones, los violinistas Antonio Rodio y Cayetano Puglisi y los pianistas Lalo Scalise y Orestes Cúfaro. Paralelamente, Joaquín Mauricio Mora con su Bandoneón, integro un trio con el rosarino Eduardo Pereyra, que ejecutaba el piano, había regresado del Uruguay, donde se había alojado, huyéndole al servicio militar obligatorio, este virtuoso pianista, toda una celebridad en el instrumento, inicio a su retorno, grabaciones con los sellos RCA Víctor y Brunswick (06) y el bonaerense Alcides Palavecino, quien ejecutaba el violín, trabajando en un café del barrio Flores.  

En 1929, Joaquín Mora trabaja con los hermanos, Vicente y Francisco Fiorentino; el primero compositor y violinista, el segundo, bandoneonista y compositor y cantor (Que en 1929 había actuado con Francisco Canaro y nueve años después, trabajara con Aníbal “Pichuco” Troilo; como cantor (1937 – 1944) ); les acompañaba el pianista bonaerense Plácido Simoni Alfaro, a quien se conoció como “El Morocho Martín”; su nombre real era:  Martín Simoni, Plácido Martín Sixto; la agrupación se conoció como: “Fiorentino y su Barra Brava”. 


Al regreso en 1930 del compositor y bandoneonista Benito Alberto Cima (Foto todo tango.com), de Europa, después de presentarse en el Teatro Astral, con un cuarteto dirigido por Miguel Caló, en el que también estaban Luis Adesso y Raúl Kaplún; convoca al “Negro” Mora, para formar parte de su conjunto, presentándose en un café de Parque Patricios, ya en 1930. Esta pequeña formación, estaba integrada por Alberto Cima, director y Joaquín Mora, bandoneones, Luis Minelli, piano y el violinista Luis Cuervo. Mora.

Está presente como lo mencionamos en algunas las grabaciones para el sello Columbia de la orquesta Bonavena y de la típica Columbia dirigida por Alberto Castellanos y con Bonavena realiza una exitosa temporada en Radio Prieto. Llegan nuevas composiciones de Joaquín Mora los tangos “Leyenda” y “Mi Estrella”. y el reconocido “Divina”, (Al que le puso letra en 1934, Federico Saniez, “Nupcia),


En el  1931, Joaquín Mora, viajo a Europa, junto a Orestes Cúfaro, pianista que había sido compañero en la orquesta Bonavena, acompañaron a la cantante y compositora bonaerense, nacida en el barrio Palermo Azucena Maizani (Apodada en 1935 por Libertad Lamarque La Ñata Gaucha) y el violinista Roberto Zerrillo, compañero sentimental de la cantante, (07) realizaron presentaciones con su compañía que habían llamado "Compañía Argentina de Arte Menor", por España, debutando el 11 de septiembre, en el teatro Alcázar de Madrid. La compañía hizo presentaciones en Alicante, Barcelona, Bilbao, Burgos, Santiago de Compostela, Teruel, Valladolid, Santander, San Sebastián, Huesca, León, Gijón, Zamora, Valencia, Palma de Mallorca y Zaragoza; en Portugal, iniciaron actuaciones el 14 de abril de 1932 en el teatro María Victoria de Lisboa y siguió en Oporto, Braga y Coímbra y en Francia, presentándose en Biarritz. Es importante mencionar que Joaquín Mora actuó en España con la orquesta de Irusta-Fugazot-Demare. (Compuesta por el rosarino, Tenor y letrista Agustín Cipriano Irusta y el también cantante uruguayo, Roberto Fugazot, siendo inicialmente un dúo; en Paris (Previamente), se leas había unido, el pianista Lucio Demare) (08) Dentro de esa gira, en la ciudad española de León, Mora compuso el tango “Yo soy aquel muchacho”, que complementaría años más tarde con el violinista Vicente Russo y los versos de Máximo Orsi. 


Al retornar a Buenos Aires, casi a fines de 1933, pasa a trabajar en Radio Splendid, en la orquesta del cantante Lirico, actor y humorista recordado por su personaje “El Preso”, señor Vicente La Russa, conocido artísticamente como Vicente Russo, con quien Mora complementa su composición: “Yo soy aquel muchacho”, además de dar a conocer da a conocer su tango “Ushuaia”. En el 1934, cuenta la historia, que Joaquín Mora (09). En una madrugada, junto al piano, en el apartamento de José Pascual, Mora sacó de su bolsillo un pequeño papelito conteniendo los versos que Julio Jorge Nelson le entregara en el café Los 36 Billares, de la calle Corrientes, los leyó y surgirían enseguida las notas de “Margarita Gauthier”, pieza convertida en uno de sus mayores éxitos musicales.


Se da un hecho insólito para el 1935, cuando es invitado a reforzar la orquesta de Miguel Caló en los bailes del teatro de la Opera, al terminar una de las presentaciones, comprobó que le habían robado su bandoneón. circunstancia marca un nuevo lo llevo, a sentarse frente al piano. Se dan varios cambios en su vida artística, crea temporalmente una orquesta, forma además un trio que llamo a “Trío Melodía”, que lo formaban además el cantor Antonio Rodríguez Lesende y Héctor Cardinale conocido como Héctor Moreli, equivalente a lo que había vivido en Europa con Irusta-Fugazot-Demare,, Hacia 1937, Joaquín Mora al piano, junto al violinista italiano radicado en Buenos Aires señor Cayetano Puglisi y el bandoneonista Ciriaco Ortiz, acompañaron las presentaciones de Hugo Del Carril, realizando grabaciones con  los sellos Odeón y Víctor. Al año siguiente formo un nuevo trio junto a los cantores, Héctor Achával y Mario Podestá presentándose en la desaparecida Radio Ultra. El segundo quinquenio de los treinta es realmente prolífico, en sus legadas composiciones, nacen piezas como: “Si volviera Jesús”, con versos de Dante A. Linyera (1935); “Esclavo”, “Cofrecito” (vals) y “En las sombras”, los dos primeros con José María Contursi (1936); “Como aquella princesa” (1937), “Frío” (1938) y “Más allá” (1939) todos con José María Contursi. Importante mencionar que de la Obra de Contursi, a quien conocimos como “Katunga” (109 letras de canciones), Joaquín Mora fue quien más le aporto, música con 11 piezas. Fueron además de las ya referidas Al verla pasar”; “Cofrecito”; “Como aquella princesa”; “El Cristo del veneno”; “Esclavo”; “Otra vez Gricel” (Dedicada como muchas otras al otro amor de su vida Sra. Susana Gricel Viganó); “Perdón”; “Sin esperanza”; “Tan distante como el cielo”; le siguieron entre otros: Mariano Mores (8); Aníbal Troilo (7); Andrés Falgás (5); Juan Carlos Howard (5); Julio de Caro (3); continua la lista. Oportuno mencionar que Mora contribuyo musicalmente, con dos emblemáticas piezas de letristas uruguayos fueron ellas: “Canción de junio (Sol de invierno)”, letra de Ignacio Domínguez Riera y “Dos banderas, convertida en el “Himno del Río de la Plata”, con letra del periodista Onofre Mir.

La nueva década, lo vincula con la creación de un conjunto típico, presentándose en Radio Belgrano, acompaña la orquesta de la rosarina Ebe Nelly Olga Bedrune, conocida como La Mujer Tango o La Dama Blanca; pianista, profesora de música y directora de orquesta nombrada artísticamente como: Ebe Bedrune, tal vez una de sus últimas actuaciones en Argentina. Decide iniciar hacia 1943, un viaje, que lo lleva por varios países de América como: Colombia, Cuba, Nicaragua y Panamá., viaje que se extendió por cerca de 35 años.


La primera referencia que tenemos de sus viajes, nos lleva a Colombia inicialmente, llegando a la ciudad de Medellín, en el 1943, arribo que cimentamos, en dos grandes pilares, la ciudad donde en el 1935, había fallecido el Ídolo Carlos Gardel en ese fatídico accidente aéreo, que mostraba ocho años después, otro bastión de su interés; una reconocida devoción por los aires tangueros…

Continuando su viaje por Colombia, rumbo a Cartagena de Indias, donde para el mes de mayo de 1946, se vincula a la Casa Fuentes (Discos, Emisora y Orquesta) , dirigida por don Toño Fuentes aun en la heroica, quien para el 28 de octubre de 1934 había fundado oficialmente en Cartagena, su compañía de discos, la que denomino: "Discos Fuentes"; (Diez años atrás del nacimiento de la Panart en Cuba (1944)(, año en que también contrae matrimonio con la paisa Margarita Estrada, dama a quien por su gusto por el deporte había conocido dos años atrás en el desarrollo de unos Juegos Nacionales en la ciudad de Medellín, Margarita se convierte en esposa y socia de una empresa naciente, tierra a la que viaja definitivamente con su familia en el 1954, rentando una casona del barrio Colón a partir del primero de diciembre de ese año, instalando, lo que se convertiría en el emporio de sus sueños: “Discos Fuentes” y su humanidad por el resto de sus días; la pareja concibió tres hijos Pedro, José María y Rosario Fuentes Estrada. (Don Toño Fuentes en la foto).

Su fundador el cartagenero Don Antonio José Fuentes López,  con su reconocida inventiva funda en el 1946, “Los Trovadores de Barú”, asignando como director, a un joven nacido en Mompox de tan sólo 20 años, nos referimos al Clarinetista y saxofonista Ernesto Juancho Esquivel Camargo, con nuestro biografiado Joaquín Mauricio Mora reconocido como pianista y bandoneonista, el clarinetista, quien venía procedente de Medellín, Colombia; de soplaviento Bolívar Clímaco Sarmiento, el guitarrista Efraín Torres, El Saxofonista Lucho Rodríguez Moreno, compositor del vals “Tristezas del Alma”, pieza que creemos fue la primera grabación de carácter instrumental de los trovadores de Baru (10); inicialmente se contó con las voces de Remberto Bru y Víctor León, luego se unieron las voces de José Benito Barros Palomino y el tumaqueño Tito Cortes. Para el año de 1947, se desarrolla un histórico e inolvidable trabajo con Guillermo Buitrago, donde recordamos la pieza eterna “La Víspera de Año Nuevo” … (Foto de Los Trovadores de Barú, posterior al paso de Joaquin Mora- de pie a la dercha el director Juancho Esquivel). Hizo parte de un trio, dirigido por Patricio Piñeres conformado además por Adolfo Mejía, y Joaquín Maurico Mora.

En el año de 1949, viaja Mora a la república de Cuba, para atender la invitación que le extendiera el ya en propiedad director de la Sonora Matancera, señor Rogelio Martínez Díaz, a fin de realizar una serie de grabaciones con el sello Panart, para el cual la agrupación Yumurina trabajaba por aquel entonces. 


A pesar que parezca fabula, debemos decir que fue Joaquín Mauricio Mora, quien abrió el camino a los argentinos que luego llegarían a la Sonora Matancera, en Cuba. Hablamos inicialmente de Alberto Batet Vitali, conocido artísticamente como LEO MARINI (Foto Superior), quien, si bien había pasado por Cuba en el 1948, fue tan solo hasta el año de 1951, cuando, Concluido el contrato con el sello Odeón de Argentina, firma contrato en el 1951, con la empresa americana Seeco. de propiedad de Sidney Seegel, quien lo insta a viajar a la Habana para grabar con la Sonora Matancera que para aquel momento ya tenía exclusividad con este sello; siendo su primer registro "Luna Yumurina", luego vinieron” Quiero un trago tabernero", "Mi desolación" y "Desde que te vi".


De otra parte, Después de pasar brevemente por Colombia Israel Vitensztein Vurm, viaja a México donde actúa con orquestas cubanas que hacían tránsito por el D.F. tales como la de Arnoldo Nali, el trompeta Julio Cueva y el pianista Felo Bergaza. A su Regreso a Colombia dada la cercanía que tenía con el Maestro Orozco y en la capital de la república se da la feliz coincidencia entre la Sonora Matancera que se presentaba en Bogotá en lo que otrora fuera el “Teatro Colombia” hoy Jorge Eliecer Gaitán y el maestro Rogelio Martínez director de la agrupación Yumurina, le propone grabar con la Sonora, esto sucedía para comienzos del año 1955; viaja a la Habana e inician grabaciones para el mes de agosto de ese año, las que inmediatamente se convirtieron en éxitos como “Las Muchachas” de Billo Frometa, “Ave María Lola”, “Ay Cosita linda”, “la Mama y la Hija”, “Tu Rica boca”, ”Apambinchao”; convertido en CARLOS ARGENTINO.  (En la foto), Permanece con la agrupación Matancera hasta el año 1959, realizando un total de setenta y tres grabaciones. Y, si de Uruguay se trata, debemos referirnos a Juan Carlos Speciali, Nacido en la ciudad de Salta, república del Uruguay; a quien conocimos como: “Chito Galindo”; sus dos grabaciones con los de Matanzas datan de julio de 1957. dos boleros de su cosecha titulados, Queridos padres y Consuélame, números clásicos, que reafirmaron su calidad de cantautor Ya era un artista exclusivo de la Seeco.

Con la Sonora Matancera (En la foto), le volvimos a reconocer haciendo uso del bandoneón, que había dejado en la Argentina desde el 1935, desde aquel mentado robo del instrumento del que fue objeto, una experiencia sin igual, con un instrumentista que volvía por sus fueros, pero que de paso permitía rememorar los ya veteranos pasos del tango en Cuba, desde los viejos tiempos del manzanillero Pompeyo Escala Parejo (fallecido en a Habana en el 2010) que junto a Antonio García, fueron a comienzo del siglo anterior los principales divulgadores del tango en la radio cubana, O el caballero del Tango, el habanero Manolo Fernández desde el 1938, en su inolvidable participación en La Corte Suprema del Arte de la CMQ y porque no mencionar a Celia Cruz o a Rolando Laserie, Olga Chorens y Tony Álvarez…Siendo la década del cuarenta, tal vez, la de mayor difusión del género en Cuba, y la llegada de artistas argentinos a la Capital sonando el tango profusamente en la radio, en teatros y cabarets.

En consecuencia, tenemos que referirnos, a quien desde el cono sur de nuestro continente “Planto bandera en Cuba, siendo tal vez el único instrumentista del tango que actuara y grabara con la agrupación Yumurina en la Isla; acompañando con su bandoneón, a dos leyendas vocales que pasaran por la Sonora, fueron ellos el Boricua Daniel Santos Betancourt, y el cantante habanero que conocimos como “El Bigote que cantaba”, Don Bienvenido Rosendo Granda Aguilera, las grabaciones fueron todas en discos de 78 rpm para el sello Panart realizadas en el 1949. Las que relacionamos y mostramos en cursiva resaltado:


Daniel Santos Betancourt:

Ø  El bolero: “Se vende una casita” de la pluma de don Pedro Flores Córdova, distinguida con el Numero 1137 siendo esta el corte A, que tuvo al respaldo la pieza que catapulto al compositor Jesús Guerra, titulada “Bigote Gato – 1137 B

Ø  Igualmente, El bolero: “Sin Reserva”, signado con el Numero 1138 A; el corte B con la guaracha “Yo La Mato” composiciones de don Pedro Flores

Ø  El bolero de Isolina Carrillo “Dos Gardenias”, placa distinguida con el No 1139 B registrada por su compositora ante la Sociedad de Autores de Cuba, el 23 de abril de 1948; el corte A el bolero de la autoría de Pedro Flores “Virgen del Cobre”

Ø  El reconocido bolero de la autoría de Daniel Santos “Patricia”, signado en el corte A con el número 1144, siendo el corte B, la guaracha de Pablo Ciro “Pa Fricase Los pollos”.

Ø  El bolero “El que Canta”, de la autoría de su interprete Daniel Santos Betancourt, signado con el numero 1148 corte B; el lado a trajo la guaracha “El Tibiritabara” de Pablo Cairo.

Ø  Y Finalmente el bolero de Daniel Santos “El Columpio de la vida”, corte A del número 1149, que incluyo por la cara B la guaracha de Pablo Cairo “Vive como yo”.   


Bienvenido Granda Aguilera:

v  El bolero incluido en el lado B del 1146 titulado “Si alguna vez volviera” de Lino Frías e Iván Fernández, que tuvo en el corte A la guaracha de Pedro Flores “No me eches” y finalmente.

v  El bolero Incluido en el Lado ALa cleptómana” de Manuel Luna y, Agustín Acosta; el corte B incluyo la guaracha: “Que lengua más larga”; de José Casamor y J A Valdés signado con el número 1147,

Además de las referidas piezas grabadas con la Sonora Matancera, el sello Panart adecuo una orquesta a Joaquin Maurico Mora, para que acompañara en la Habana al cantante cubano, Manolo Fernandéz, que habia dedicado su carrera musical a la interpretacion del Tango, registramos la pieza de origen peruano "La Cancion del Carnaval" de la pluma de Filomeno Omeño  Concluidas estas grabaciones, Joaquín Mora regresa, a la ciudad de Cartagena – Colombia, para dar continuidad a su vinculación con el sello Fuentes. 

Con el traslado de la Casa Fuentes, a la ciudad de Medellín, en el 1954, Joaquín Mauricio Mora, continuando su vinculación con el sello, viaja a la ciudad de la eterna primavera donde se desempeña para distintas casas discográficas de la ciudad como director artístico y arreglista.Sabemos sin precisar el año que Joaquin Mora grabo con una Sonora al parecer formada para las grabaciones y dirigida por él, para acompañar a la cantate oriunda de Magangue- Departamento de Bolivar, Nubia González, conocida como "La Carilinda", dejando en su voz los registros de los boleros "LLuvia Triste" y "Pan Amor y Besos"




Nace en la ciudad de Medellín, con el respaldo de Discos Fuentes, un proyecto propio, que el pianista, compositor y bandoneonista argentino bautiza como el  conjunto de: ‘Joaquín Mora y sus Siete Gauchos’, realizando algunas grabaciones en el segundo quinquenio de la década de los cincuenta; registramos algunas de ellas para el sello discográfico: “Falsaria”, (No tiene nada que ver con doble inconsciencia de  Manuel Corona Raimundo que en México llamaran Falsaria) con la voz del cantor nicaragüense, que tenía una estación de radio en su patria,, llamada “Unión Radio”,(La más importante por aquellos años del país), señor Orlando Meza Lira; los tangos “Viejo Carrusel”; "Ingrato Amor"; "Cantinero sirva Tanda"; Tomemos compadre”; "Bandoneo"; "Tu regreso" (Bolero),  de José Benito Barros Palomino, en la voz de Humberto Carrasquilla; “Mis Delirios” y “Despedida” acompañando al Trió Gran Colombiano de Nano Molina – Ramírez y  Salazar; "Cumplí con tú deber”; con la voz de Orlando Meza; “La Gayola”; "Malvada"“El viento se lo Llevo”; "La ultima carta" (Tango); "Señor Juez" (Tango), canta Nano Molina, en un trabajo que el sello llamo “Boleros pa Recordar”; acompañaron al Indio Duarte en un trabajo que el sello llamo: “Poesías Gauchas”... 

En el sello azul de Fuentes, formato de 45 rpm; acompañaron a Orlando Meza Lira en el trabajo que incluyo: “De Macho A Macho” de Joaquín Mora y la pieza “Perjura” de Orlando Meza.
Vienen otras grabaciones que incluyeron las piezas: "Bandida", "Tormento", "Súplica", "Contestacion a Falsaria" esta ultima de Nubia Gonzalez y Joaquin Mora; “Todas son buenas”, incluida en el álbum de Fuentes "Tangos del ayer"

Consideramos oportuno mencionar que la amistad con el ciudadano cantor y radiodifusor nicraguense, Orlando Meza Lira, lo llevo a trabajar y mostrar el tango en Nicaragua, como se evidencia en su carnet mostrado en foto superior al incio de sus viajes.


El trabajo notable que hiciera Hernán Restrepo Duque, (En la Foto)  (11) para la casa Sonolux (Fundada en el 1949), en favor del tango llevo en el 1954 a este sello a convertirse en un importante difusor del género, lo que llevaría a Sonolux a   establecer en el 1957 un acuerdo con la RCA Víctor.   Para el 1954, lleva a la ciudad e Medellín, a “Los Caballeros del Tango” (Cuarteto de bandoneón, piano, violín y contrabajo), que contaron con las voces de Carlos Valdés y Raúl Garcés (además de violinista) con buena experiencia en Chile. En las grabaciones participaron además Noel Ramírez y el cantante argentino Rafael Farías. (Farías Cabanillas), que residía en Colombia. 


Aparece un tango que se convertiría en un éxito, el cual fue guardado por Restrepo Duque por espacio de cuatro años, en espera del momento apropiado para su lanzamiento, nos referimos a la composición de nuestro crédito barranquillero, nacido el 05 de marzo de 1929, señor Julio Erazo Cuevas (12) ‘Lejos de ti’ (1948), tango que fuera interpretado por ‘Los Caballeros del Tango’, en la voz líder de Raúl Garcés, según el propio Erazo (Foto superior) nace bajo la influencia de su señora madre. Pieza que compuso en el 1948 dedicada a Elides, su gran amor, una hermosa muchacha alumna de Julio, fue alejada del maestro por su padre quien la llevó a la finca paterna en época de vacaciones de fin de año. El enamorado triste, tomó la guitarra en el diciembre de ese año y en la acera de su casa, compuso el primer verso, al día siguiente el maestro completó su obra, cuya principal estrofa dice... “Pero estoy lejos de ti Sin saber cómo estarás Si estarás pensando en mí, O no me recordarás… Solo sé que yo te quiero Con una inmensa pasión Y que mi más grande anhelo Es que no olvides mi corazón” …


Una fabulosa contribución de Joaquín Mauricio Mora, fue la efectuada en el acompañamiento que realiza en el 1959 para la casa Sonolux, en la grabación con el ciudadano argentino Alejandro Washington Alé, quien originalmente en la Argentina, había cantado bajo el nombre de Juan Carlos Morel conocido artísticamente como: Alberto Podestá (foto superior), quien, en su gira latinoamericana, al paso por Colombia graba con Joaquín Mora, quien ejerciendo como director ejecuto  el Bandoneón; el trabajo incluyo las piezas: “Con ella en el mar”; “Al verla pasar”; “Amargura”; “Dame tiempo”; “Esclavo”; “Frio”; “Indiferente”; “María Teresa”; “Sin embargo no estoy triste”; “Tahúr”; “Tempestad”; “Tu despedida” y la recordada composición de Joaquín Mora “Yo soy aquel muchacho”. Podestá, también grabo en Colombia, con Cristóbal Ramos y Ramón Ozan, luego fue a Venezuela donde grabo con los ya mencionados Caballeros del Tango”. Una bella compatriota fue la cantante Dionne Restrepo Arbeláez, vinculada a la firma Sonolux en el 1958, Al año siguiente, empezó a actuar profesionalmente en La Voz de Antioquia. Luego, integró un trío con Amparito Jiménez y Teresita Rendón, (Que recordáramos trabajando con Clímaco Sarmiento) que llamaron “Las Orquídeas”. Para luego formar “El dueto Ensueño”, con Janeth Palacio, esposa de nuestro recordado Joaquín Maurico Mora, una institución del tango; realizaron las grabaciones: el bolero “Yo fui cobarde” y el vals “Pedacito de mi alma”. (Siendo las primeras de Dionne)


No podemos dejar de reconocer, la notable contribución de nuestro afro argentino Joaquín Mora en la enseñanza del tango, aporte que incluyo de manera especial a José Benito Barros Palomino (Foto superior) y al Dueto de Antaño, Fueron memorables sus actuaciones en la Voz de Antioquia, en compañía de los maestros Luis Uribe Bueno, Manuel J. Bernal, acompañando artistas argentinos como el compositor y cantante Andrés Salvio Miguel Falgás. “Andrés Falgás”, (Conocido también con el seudónimo de Miguel De Salvio), Julio Martel, entre otros…

Contaba Eduardo Ceballos Arango, desde la ciudad de Medellín, a través de Orlando Ramírez Casas, que, Joaquín Mauricio Mora acompaño a José Benito Barros Palomino en las dos grabaciones casi simultaneas de “A la Orilla del Mar”. Con los conjuntos Joaquín Mora y los siete Gauchos y con los Trovadores de Barú.

Hay una especial anécdota, en la ciudad e Medellín – Colombia, referida a Joaquín Mauricio Mora y su composición “Margarita Gauthier”, mencionada en su libro En contravía y por atajos”, del Dr. Javier Tamayo Jaramillo, como una vivencia personal, que por la importancia documental transcribimos textualmente:

“Él (Javier Tamayo Jaramillo), ayudaba a su padre en el puesto de ventas de la plaza de mercado del barrio Guayaquil en Medellín, y por un viaje a la costa atlántica, don Alfredo dejó al muchacho a cargo del puesto por unos días. Sin el control paterno, y en ese ambiente guayaquilero tan pesado, el hijo se encontró a boca de jarro con “Mi primera borrachera”, en el Café Córdoba.


“Serían las diez de la noche cuando me senté a tomarme despacio otro ron con Coca Cola porque no quería beber, pero tampoco quería irme a dormir… y ese día me sentía dueño… Mientras me acomodaba en la conversación sonó en la pianola el tango “Margarita Gauthier”, que estaba de moda y desde siempre le oía cantar a mi mamá, pero nunca lo había oído en disco. De inmediato pedí un ron doble con poca Coca Cola, dosis que repetí cinco minutos después. Sonó de nuevo el disco y entonces un hombre que tenía fama de conocedor y coleccionista de discos de Aníbal Troilo comentó que esa canción había salido al mercado ese día en la mañana y que la música era de Troilo con letra de José María Contursi. Alguien reviró, y todo el mundo terció en la discusión… Como no dejaban oír la música, me fui para la parte de atrás del café, cerca del piano, donde era costumbre que se sentaran los músicos, y me hice al lado de una mesa donde, solitario, un hombre de raza negra, ya de edad, que yo apenas conocía de vista, con la mirada perdida y cierta sonrisa burlona y amarga en su rostro triste, parecía recordar tiempos mejores mientras se comía un pastel de pollo con café con leche… Entretanto seguía la discusión sobre los compositores de ese tango, hasta que, por tener de qué hablarle, le pregunté al señor moreno si él sabía de veras quién de los presentes tenía la razón. Me respondió que la música era de Joaquín Mauricio Mora, y siguió en su silencio y en su sonrisa entre despectiva y triste, casi inconsciente. Pagué mi cuenta y la suya, pese a que él se opuso. Me dio las gracias, y tendiéndome la mano me dijo: Mi nombre es Joaquín Mauricio Mora. Soy argentino, y vivo pobremente acá en Medellín. Para servirle…”.

Entendemos que, en la ciudad de Medellín, se casó con la cantante medellinense Janeth Palacios con quien concibieron tres hijos. Fue distinguido por la Sociedad Argentina de Autores, intérpretes, y compositores (SADAIC), en la república argentina por su aporte como músico y compositor del tango, En Colombia, se convirtió en el primer ejecutante del bandoneón con permanencia en nuestro país.   



Como compositor nos dice don Orlando Ramírez Casas, desde la ciudad de Medellín- Colombia, nos dejó las siguientes composiciones, especialmente donde su participación se debe a la creación de la música se cuentan los tangos:

Al verla pasar, tango letra de J. M. Contursi

Canción de junio o Sol de invierno

Cofrecito, vals letra de J. M. Contursi

Como aquella princesa, tango letra de J. M. Contursi

Divina, tango letra de Juan de la Calle (Federico Saniez)

Dos banderas o Himno del Río de la Plata

El Cristo del veneno, tango letra de J. M. Contursi

En las sombras, tango letra de Manuel Meaños

Esclavo, tango letra de J. M. Contursi

Frío, tango letra de J. M. Contursi

Margarita Gauthier, tango letra de Jorge Julio Nelson

Más allá, tango letra de J. M. Contursi

Mi estrella

Monedas de poeta, tango

Nupcias

Otra vez Gricel, tango letra de J. M. Contursi

Perdón, tango letra de J. M. Contursi

Si volviera Jesús, tango con letra de Dante A. Linyera

Sin esperanza, tango letra de J. M. Contursi

Tahúr, tango

Tan distante como el cielo, tango letra de J. M. Contursi

Ushuaia, tango con letra de Vicente Russo

Verano, tango

Volver a vernos, tango

Yo soy aquel muchacho, tango


Para el mes de diciembre del año 1978, decide regresar a Buenos Aires, después de 35 años de ausencia. La nostalgia de no encontrar a sus antiguos amigos, le hizo tomar la decisión de salir nuevamente de la Argentina, retornando a la república de Panamá, donde actuo preferentemente ejecutando el piano; ya su condición de salud era deficitaria; Joaquín Mauricio Mora Durante, fallece el jueves 02 de agosto de 1979, en ciudad de Panamá, contaba 74 años (1935-1979). 

Fue sin duda Joaquín Mauricio Mora Durante, un cultor del tango, cuya obra se renueva permanentemente, labor que, en la ciudad de Medellín, tiene permanentes revisiones e interpretaciones dada la riqueza melódica que su obra estableció, su obra seguirá dispuesta para los cada vez más adeptos del tango, que tuvo inolvidable participación en el bolero.     

NOTAS:

(01)        Algunos biógrafos lo refieren como nacido, el 22 de septiembre de 1907

(02)        Mendizábal dilapidó su herencia, desde muy joven tocaba el piano en lugares que iban desde prostíbulos y clandestinos hasta academias y casas de baile, Fue considerado por muchos de su generación como el mejor pianista de la “Vieja Guardia” Después de estar dos años enfermo, casi ciego, postrado en cama con una parálisis y casi en la miseria, falleció en Buenos Aires el 30 de junio de 1913. Fue su seudónimo A. Rosendo; recordamos “Arrabalera”; “Viento en popa”; la reconocida pieza “El Entrerriano” entre muchas otras

(03)         Horacio Salgán falleció el 19 de agosto de 2016 a los 100 años. Estaba internado en el Sanatorio Güemes de Buenos aires.

(04)        El profesor Arturo Luzzatti había nacido en Turín (Italia) el 24 de mayo 1875 se residencio en argentina donde trabajo, falleció en Buenos Aires el 25 de julio de 1959. ...

(05)        Su hermano Vicente fue el padre del famoso campeón argentino de peso completo Oscar “Ringo” Bonavena

(06)        Para el 1932, Eduardo Pereyra, graba de Joaquín Mora la pieza “Divina” Pieza que fuese grabada por el Doctor y cantante mexicano Alfonso Ortiz Tirado, hacia 1935. 

(07)        Después de la relación con Zerrillo, Azucena Maizani, unió su vida a la de Rodolfo José María Caffaro, que se iniciaba como cantor con el seudónimo de Ricardo Colombres pero al trascender al público en 1936 que la había estafado, él se suicidó.

(08)        Irusta, Fugazot y Demare en España, en 1933, fueron los actores de la película española “Boliche”, escrita y dirigida por Francisco Elías, que, en los Estados Unidos, fue estrenada el 27 de mayo de 1935

(09)        La historia es referida por el Dr. Luis A. Sierra

(10)        Lucho Rodríguez y su hermano Pompilio en el 1954 trabajaron con Esquivel en la Sonora Tropical que acompañara a Bienvenido Granda

(11)        Hernán Restrepo Duque fue pionero en la creación de la figura radial en Colombia del Disc Jockey

(12)        Julio Erazo nace en Barranquilla y es llevado con tan sólo un año al municipio del Guamal, departamento del Magdalena - Colombia  

  

AGRADECIMIENTO ESPECIAL

A don Orlando Ramírez Casas, quien decididamente apoyo mi idea de mostrar desde nuestra óptica, una semblanza de la obra del pianista, compositor y bandoneonista afro argentino Joaquín Mauricio Mora Durante, idea que nace de las conversaciones con la doctora Ester Goeta Sarria, desde Santiago de Cali – Colombia, cultora y amante del tango en todas sus facetas.

Joven, Edoceb:

Como entré primero a las otras cuentas, apenas me percato de que ya habías dado respuesta a la tarea completa. ¡Mil gracias! Ya nuestro común amigo Carlos Molano Gómez está informado de todos los datos que tenemos sobre el personaje, y podrá hacer uso de ellos en la nota que está preparando.

Abrazos a ambos, y un feliz día,

ORLANDO RAMÍREZ-CASAS (ORCASAS)

El trabajo referido continúa en construcción

FUENTES:

Biografía de Antonio Bonavena – Ricardo García Blaya

Ochenta notas de Tango. - Perfiles Biográficos -, Ediciones de La Plaza, Montevideo 1998, auspiciado por la Academia de Tango del Uruguay. - Joaquín Mora Horacio Loriente

El Pardo Mora - Sergio López

Mora o la belleza melódica del tango - C. Adrián Muoyo

Discografía Joaquín Mora con la Sonora Matancera – Eduardo Ceballos

El Tango de Ayer y de Hoy – Un siglo de tango en Colombo (1913- 2013) – Egberto Bermúdez

“Aquí también se canta el tango” (Editorial Lealón, 2007- Alberto Burgos Herrera

Notas resúmenes de Joaquín Mora – Orlando Ramírez Casas – Orcasas 

Notas discograficas (parciales)   Siete Gauchos - Dorian Alberto Meza Granados 

Colombia Musical  - Los Trovadores de Barú Alvaro Ruiz  Hernández - pag 119

Catálogo discos Fuentes

Catalogo Sonolux años cincuenta.


EL PRESENTE ARTÍCULO ES PROPIEDAD INTELECTUAL DE ENCUENTRO LATINO RADIO
SI LO TOMA COMO REFERENCIA NO OLVIDE CITAR LA FUENTE:
Por Carlos Molano Gómez
Encuentro Latino Radio 
Bogotá - Colombia
Derechos reservados de autor - 2020
Publicado septiembre 22 de 2020.