Da click en el tríangulo para escuchar

Escúchenos en Vivo...

MIGUEL MATAMOROS. – MAMÁ, SON DE LA LOMA


El compositor y guitarrista, Miguel Matamoros había nacido al parecer el 08 de mayo de 1894, en la calle San Germán # 115 entre Gallo y Matadero del popular barrio Los Hoyos, de Santiago de Cuba, nace un compositor por excelencia en el campo del Son cubano, director, y guitarrista Santiaguero, a quien debimos conocer como MIGUEL VERDECIA MATAMOROS, su padre, señor Marcelino Verdecia, le abandono; en consecuencia vivió con doña Nieves Matamoros Chacón, su señora madre, de quien tomo su apellido, En una larga entrevista concedida a Alberto Muguercia, Matamoros describe la batalla de Santiago entre españoles y norteamericanos, en la Guerra Hispano- Cubana- Norteamericana, con una claridad imposible para un niño que, en 1898 sólo tendría cuatro años. Será, que tambien se quitaba los años?

EL PRESENTE ARTÍCULO ES PROPIEDAD INTELECTUAL DE ENCUENTRO LATINO RADIO
SI LO TOMA COMO REFERENCIA NO OLVIDE CITAR LA FUENTE:
Por Carlos Molano Gómez
Encuentro Latino Radio 
Bogotá - Colombia
Derechos reservados de autor
Actualizado 2020

Nos embaucó cantando aquello de “no vaya a la eternidad/ con mujeres, mucho menos,/ porque todas son veneno, caramba/ menos la de mi papá”. Y amó incansablemente, sorbiendo el néctar peligroso, conquistando una boca, a pesar de estar convencido de que “habrá en el mundo un mundo de bocas”. Y prometía morir de amor a cada paso: “no te vayas, ay, no te vayas,/ no te vayas que voy a morir”, cuando lo que ansiaba era poder amar derramado y total, torrencialmente como el modo más simple de estar completo y respirando.

De niño se inicia tocando la armónica y la guitarra; . Las primeras lecciones se la impartió el Señor. Ramón Navarro Pérez pero también tocaba el armónico; a la par de los múltiples oficios que desempeñó durante su primera juventud como chófer, carpintero, monaguillo de la Iglesia del Cristo, fabricante de losas, alfarero, entre otros. Su primera experiencia artística se dio cuando forma un dúo con Tino Martinelli; con apenas 16 años, compuso su primera pieza musical: el bolero "El Consejo". En 1912 hizo su presentación pública en el teatro Heredia, de Santiago de Cuba

Miguel Matamoros, en el 1924, forma su primer trío integrado por Manuel Bisbé, voz segunda y clave; Alfonso del Río, (Quien era teniente en la policía de Santiago) guitarra acompañante, y Miguel, voz prima y guitarra principal. nombrado "Trío Oriental", nombre por demás muy popular en esta  región de la Isla. A su primer viaje a la Habana le acompaña Rafael Cueto, quien sustituye a Alfonso del Rio, que por su trabajo, no podía hacerlo. Para 1924 viaja a la Habana con su primer trío, que conocimos como “Oriental”, el cual integró junto a Rafael Cueto y Miguel Bisbé, actuando en los teatros Campoamor y Actualidades.  De regreso a Santiago de Cuba, justo el día que celebraba su cumpleaños número 31, es decir el 08 de mayo de 1925, Cueto le presenta a Siro Rodríguez, para hacer segunda voz, al integrarse nace el que sería el famoso TRÍO MATAMOROS. 

Una primera anécdota se da en su viaje a la Habana en el 1926 con el trío, contando con un admirador de su forma de puntear la guitarra, el señor Eusebio Delfín, realiza las gestiones para presentarlo y ser escuchado por los ejecutivos de la RCA Víctor en Cuba, a pesar que gusto el trío la grabación quedo pendiente para próxima oportunidad, regresando Miguel a continuar sus labores como chófer particular del señor Bartolomé Rodríguez en Santiago de Cuba; en realidad allí comienza la historia que estaremos ampliando.

Para el año 1928, llegan de visita a Santiago de Cuba el señor Juan Castro en compañía de Mr. Terry, en ese momento gerente de la RCA Víctor y quien periódicamente venía de los Estados Unidos para hacer la selección final y firmar los contratos de grabación de los artistas locales.  Enterado de esta visita Miguel Matamoros se entrevistó con ellos y logró invitarlos a su casa para hacerles una demostración con su Trío.  La cual le gustó a Mr. Terry, no obstante, Matamoros los invitó a que los vieran actuar en el Tatro Aguilera, donde se estaban presentando.  Fueron tantos los aplausos recibidos y las peticiones hechas por el público asistente, que el gerente de la Víctor le prometió un contrato para grabar discos.  Promesa que se hizo efectiva 21 días después por intermedio de La Dichosa, que era la casa distribuidora de los discos de la Víctor en Santiago de Cuba. 

El Trío tuvo la oportunidad escoger el lugar donde harían las grabaciones de sus primeros discos, ya que en aquel entonces la RCA Víctor sólo tenía dos estudios de grabación, uno en Buenos Aires (Argentina) y otro en Nueva York; optando por ésta última ciudad, como era obvio los boletos en barco para Buenos Aires resultaban mucho más caros.

Finalmente, las primeras grabaciones de Miguel Matamoros, en la guitarra y voz primas, con sus dos compañeros definitivos, intérpretes y también compositores: Rafael Cueto en la guitarra y tercera voz, y Siro Rodríguez en la segunda voz, claves y maracas, no se efectuaron en Nueva York, sino en Camden, New Jersey, Estados Unidos, en tres días: mayo 28, 29 y 31 de 1928 y fueron 21 los números grabados.  La primera grabación que plasmaron en disco de 78 r.p.m. fue el bolero “Promesa”.  Pero no fue este disco el primero puesto a la venta sino el que tenía grabado por la cara A “El Que Siembra Su Maíz” y por la cara B “Olvido”, que se estableció un record de venta en Cuba en aquel tiempo: sesenta y cuatro mil discos, en una  época donde eran escasos los aparatos reproductores del sonido.

Primera grabación del Trío Matamoros. Lado A, y Lado B


Es en Camden, New Jersey, Estados Unidos, donde nace el nombre del Trío, cuando el técnico de grabación de la RCA Víctor iba comenzar a grabar, le preguntó a Miguel: “¿Qué nombre lleva el Trío?”, a lo que Miguel responde: “Oriental”.  “Ya hay algunos Tríos con ese nombre” respondió el técnico, y a continuación hace la sugerencia: “Yo estimo que debiera llevar su apellido, o sea, Trío Matamoros, con Siro, Cueto y Miguel”, a lo que los tres asistieron “Está bien”.  De esta forma, el nombre de Trío Matamoros fue dado por el técnico que realizó la primera grabación del grupo porque ya existía un trío con ese nombre, el de Blez y Figarola y había un Cuarteto Oriental.

Sus composiciones siguen frescas y sonando permanentemente, siendo producto de vivencias y de la cotidianidad citadina, “La mujer de Antonio”, “Lagrimas negras”, “El que siembra su maíz”, "Camarón y Mamoncillo", (Guaracha dedicada a los participantes en la guerra de 1895, que peleaban en la Loma del Gato. Los voluntarios españoles que vestían de rojo lo llamaban "Camarones" y los mambises eran los "Mamoncillos", era la clave que usaban para identificar a cada contendiente). Dentro de este movimiento patriótico compuso ademas piezas como: «Bomba lacrimosa» (1928) y "¿Quién tiró la bomba?" (1935); otras composiciones suyas fueron "Juramento”, “El Paralítico”,"Dulce Embeleso", "Lo que es amar", "La única boca", "Santiaguera"; "Reclamo místico", "Luz que no alumbra"; "Tito se rompió la Maquina"... 

En el marco de esta primera lista de números compuestos por Miguel matamoros, hemos de ubicar en un sitial especial la pieza "Son de La Loma", que si bien esta claramente establecido que es de su autoria, tambien es imperativo mencionar que fue interpretado previamente antes que el trío lo grabara; nos referimos a: "Cuarteto Cruz"  como "Al Son de la Loma"; en marzo 09 de 1923; para el mes de julio de 1923 Pablito y Luna lo graban bajo el titulo de "Mamá Son de la Loma", y el Trió Villalón para el mes de septiembre del mismo año, (01). Se destaca en consecuencia que el numero tiene reconocimiento cuando el trío lo graba, las muchas versiones que de él se consiguen  tienen diferentes nombres. (En la foto tomada de Internet a la derecha)

SON DE LA LOMA - Miguel Matamoros 
Mamá yo quiero saber de donde son los cantantes
Que lo encuentro muy galantes
Y los quiero conocer
Con su trova fascinante que me la quiero aprender
Mamá yo quiero saber de donde son los cantantes
Que lo encuentro muy galantes
Y los quiero conocer
Con su trova fascinante que me la quiero aprender
¿De donde serán? ay mamá.
¿Serán de la Habana?
¿Serán de Santiago?
Tierra soberana
Son de la loma y cantan en el llano ya verás... tu verás
Mamá ellos son de la loma
Mamá ellos cantan en el llano
Mamá ellos son de la loma
Mira mamá ellos cantan en el llano
Mamá ellos son de la loma
¿De donde serán? ay mamá.
¿Serán de la Habana?
¿Serán de Santiago?
Tierra soberana
Son de la loma y cantan en el llano ya verás... tu verás
¿De donde serán? ay mamá.
¿Serán de la Habana?
¿Serán de Santiago?
Tierra soberana

Son de la loma y cantan en el llano ya verás... tu verás

A propósito de su discografia o composiciones afirmaba Lino Betancourt Molina, en un articulo sobre "Lagrimas Negras", que este fue el primer bolero son que se compuso en la historia de la musca cubana. (Inspirado en las lagrimas de una dama que con tristeza gemía sobre el abandono de su compañero:.


LAGRIMAS NEGRAS -(Miguel Matamoros) 

Aunque tú me has echado en el abandono
Aunque tú has muerto todas mis ilusiones
En vez de maldecirte con justo encono
En mis sueños te colmo
En mis sueños te colmo
De bendiciones
Una feliz idea de mezclar el bolero con el son, y entonces, al final, le añadió un montuno soneado.
Tú me quieres dejar
Yo no quiero sufrir
Contigo me voy mi santa
Aunque me cueste morir...
Nota: Foto tomada de Lino Batancourt Molina

Hay un frase popular que reza "Si por allá, llueve por aquí nos escampa", para el 31 de mayo de 1928, Miguel Matamoros graba la pieza "El Voto y la Mujer", en un confeso ataque a los derechos de la mujer, como quiera que se discutía la autorización o el derecho al voto para la mujer en Cuba, a lo que Miguel Matamoros contundentemente afirma en su canción de la fecha: 

No puede ser representante la mujer
y mucho menos senador
la mujer no sirve mas
que para ser mujer
                                                                 No le den el voto por favor (Bis)...
                                                                ...Continua...
Para que seguir una clara muestra de machismo del insigne compositor cubano don Miguel Matamoros.
Lo define Cristobal Diaz Ayala, en su nota sobre el particular como "Un Machista Rabioso"...

Dado el éxito obtenido amplían el formato creando el Cuarteto Matamoros, ,El Cuarteto Maisi  (Con la participación de Juana Maria Casas, quien ademas fuera su compañera sentimental por algún tiempo, unión de la que nació Seve Matamoros casas), El Conjunto Matamoros, El Sexteto Matamoros (También conocido como Baconao) y Septeto  Matamoros. 


Cuando hablamos del conjunto matamoros es ineludible reseñar el paso que hiciera Benny More por el conjunto integrado en aquel entonces por:: Miguel: guitarra, voz prima y dirección; Siro Rodríguez: Voz segunda y maracas; Rafael Cueto: Guitarra y voz tercera; Ramón Dorca en el piano;; las trompetas a cargo de José Macías y José Quintero; Cristóbal Mendive en el contrabajo y el experimentado bongosero Agustín “Manana” Gutiérrez (Había pasado por eel Sexteto Habanero y del Septeto Nacional de Ignacio Piñeiro).  Para el año de 1944, Miguel Matamoros sufre una disfonía, que impedía su presentación en la emisora Mil Diez, como ya Siro Rodríguez, ya había escuchado a Benny, lo sugiere a Miguel, en aquel entonces More actuaba con “Mozo” Borguellá, Matamoros, le comenta a este último quien le  cede en préstamo a su cantante , dada la amistad que existía entre el tresero y el director del Conjunto Matamoros, Benny les acompaña en algunas actuaciones en Cuba, desarrollan grabaciones y luego viene el viaje a México , donde Benny More, luego de cumplir los compromisos que motivaron el viaje, decide quedarse, al retorno a Cuba ingresa con los Matamoros Carlos Embale.   

       
Algunos músicos que pasaron por las diferentes nominas fueron: Manuel Borgellá en el tres, Américo Santiago en el clarinete y la corneta china, Francisco «Paquito» Portela en el contrabajo; Manuel  Gervasio Poveda Palays  en las pailas  el cantante y compositor cubano Benny Moré, comenzó a cantar con el Sexteto Matamoros teniendo varias actuaciones en México. Agustín Gutiérrez, bongoes; Francisco Repilado (Compay Segundo, Clarinete el habanero Carlos Embale cantante de son y guaguancó. Siro Rodríguez, voz segunda; Rafael Cueto, guitarra acompañante; y naturalmente su director y guitarrista Miguel Matamoros. Cambien en los cincuenta, participo con ellos  el guitarrista Ramón (Mongo) Huerta, integrante del Dúo Espirituano con Evelio Rodríguez; sustituyendo al director Miguel Matamoros, que por aquel tiempo padezca una hemiplejia que le dificultaba tocar con el Trío. 

El Trío Matamoros en Colombia

En septiembre de 1933, el Trío Matamoros salió en una gira rumbo a Centro y Sudamérica y arriban primero a Panamá, debutando en la ciudad de Colón; de aquí partieron rumbo a Puerto Cabello, Estado de Carabobo, Venezuela.  De allí salen para Caracas, donde actúan en el Teatro Ayacucho, y posteriormente en el teatro Victoria en el pueblo del mismo nombre; recorrieron ciudades como Valencia, Barquisimeto, entre otras.  De Venezuela el Trío se trasladó a Curazao y de allí, de nuevo, a Venezuela y se presentan en Maracaibo, Lagunillas, Cabimas y San Cristóbal.

Según investigación de César Pagano a Colombia arribaron por la ciudad de Cúcuta, pasando por Pamplona, Málaga, Bucaramanga y Tunja hasta llegar a Bogotá, donde se presentaron en el Teatro Faenza en 1934. (Hoy de propiedad de la Universidad Central) En este histórico recinto se le brindaba un homenaje de recibimiento al compositor Jorge Añez, espectáculo en el cual trabajaba también el joven barítono colombiano Carlos Julio Ramírez.  Este simpatizó tanto con el Trío según le contó Rafael Cueto a Pagano– que les invitó a conocer el Salto del Tequendama y las Salinas de Zipaquirá

Después de actuar en algunas ciudades del interior de Colombia: Girardot, Ibagué, Armenia, Cali, Tulúa, Palmira, Pereira, Manizales, Buga, Valparaíso, La Pintada, Medellín, Puerto Berrío, Barrancabermeja, el Trío llegó a Barranquilla, luego Cartagena, y desde allí parten de regreso a su país.

Afirmaba, Rafael Bassi Labarrera, que en la ciudad colombiana de Barranquilla debutaron el jueves 15 de marzo de 1934 en el Teatro Colombia, estuvieron por dos semanas y realizaron cerca de doce presentaciones, siendo su última actuación, el lunes 26 de marzo en La Voz de Barranquilla.  Desde entonces, cuentan los abuelos, que el Trío Matamoros entró a formar parte la vida del barranquillero de los mediados de la década del 30, que hicieron suyos “El Son De La Loma”, “El Que Siembra Su Maíz”, “La Mujer De Antonio” y otros temas con los cuales nombrarían a los bailes de carnaval de esa época. Recuerda Marco T. Barros Ariza que durante la actuación Don Miguel Matamoros pidió silencio al público, para que se pudieran escuchar las guitarras, ya que la amplificación de las presentaciones era muy rudimentaria.  Para esta época, Barranquilla era puerto obligado de las giras de los artistas antillanos a Sudamérica.

Este eximio compositor y director don Miguel Matamoros, fallece  el 15 de abril de 1971, a los setenta y siete años. 

Algunas de sus obras 


Esta historia esta en plena construcción

NOTAS:

(01) Así lo recopila el investigador Cristobal Diaz Ayala  en su libro OH CUBA HERMOSA- El cancionero Político Social en cuba hasta 1958 - Pagina 436

FUENTES

Miguel Matamoros - una historia musical - Liliana Bonome Hermosilla- La Habana - La Jiribilla
Miguel Matamoros nunca lloró lágrimas negras. Por Lino Betancourt Molina*
Discografia Miguel Matamoros

EL PRESENTE ARTÍCULO ES PROPIEDAD INTELECTUAL DE ENCUENTRO LATINO RADIO
SI LO TOMA COMO REFERENCIA NO OLVIDE CITAR LA FUENTE:
Por Carlos Molano Gómez
Encuentro Latino Radio -2016
Bogotá - Colombia
Derechos reservados de autor
Actualizado 2020.